Farmacia Lo Vial

Fotografías: María José Guallar K.

La farmacia Lo Vial, ubicada a pasos de la estación de metro del mismo nombre, es una reliquia de San Miguel. Por lo que ha investigado la señora Pabla Correia, dueña de la farmacia Lo Vial, ésta existe desde hace más de 100 años. La farmacia está en su poder desde 1977, pero el aspecto que tiene evidencia al instante que se trata de una de esas antiguas boticas de comienzos del siglo XX: tiene unos enormes muebles de madera que ocupan todo el local -conservados perfectamente-, con repisas y cientos de cajoncitos de distintos tamaños donde antes se guardaban químicos, preparaciones y remedios. Todavía se exhiben grandes latas que rezan nombres de medicamentos y en la trastienda se guardan infinidad de botellitas y frascos cafés o transparentes que contenían los químicos.
La señora Pabla es una mujer muy dulce, menuda, pausada, que ha dedicado toda su vida a trabajar como farmacéutica, la profesión que estudió por allá por los años 40. A sus más de 80 años, sigue con energía tras el mostrador de su farmacia y le satisface que su profesión –y la que compartía con su difunto marido-, también haya sido escogido por su hija y uno de sus nietos.
Hoy, Lo Vial -ubicada en el paradero 10 de la Gran Avenida- está en medio entre una farmacia Ahumada que está en el paradero 9 y otra en el 11. Si bien la competencia con las grandes farmacias es complicada, la señora Pabla siente que para Lo Vial no ha sido tan difícil gracias a que su público es muy familiar y el estilo de atención se traduce en escuchar mucho a la gente, tratar de ayudarlos a solucionar sus problemas de salud, sugerir alternativas de remedios un poco más baratos, recomendarles médicos… todo muy cálido y cercano. La clientela, gente del barrio desde hace muchísimos años y señores de edad, agradece esos detalles y son fieles a ella.


Ver mapa más grande

Boliche

Farmacia Lo Vial

Nombre local

Gran Avenida 4768, San Miguel

Dirección

Pabla Correia

Dueño

Santiago Sur